Blog

Inicio del ciclo de entrevistas: La Mujer dentro las Artes del Libro

Fondo Colegio Militar

Para llevar a buen puerto la misión de este sitio: la difusión de las artes del libro en Latinoamérica, no podría conformarme solamente con una revisión exhaustiva del libro y sus intrincadas orillas, antes de que este noble objeto evolucionára hubo seguramente una inmensa cantidad de personas que dedicaron su vida a él, en nuestro presente existe gente que con el mismo ímpetu, se dedica ahora a pensarlo, a imprimirlo o caligrafiarlo, a construirle sus muros, a decorarlos, a cuidarlo de las inclemencias del tiempo, a historiarlo, y porque no, a resignarse a verlo partir de su librería, que nunca ha sido sinónimo de “venderlo”.

Quiero destacar que el deseo de comenzar con un ciclo de entrevistas dedicado a la mujer no es por obedecer a la anquilosada y chocante fórmula del “Primero las Damas” si el ciclo arranca de esta forma (y espero me disculpe mi género) es por que se han ganado a pulso cada centimetro o pulgada del libro (cuantitativamente y cualitativamente) y no quisiera explicar razones que adelanten nuestro asombro. Esa tarea se la vamos a dejar a cada diseñadora, tipógrafa, calígrafa, impresora, grabadora, ilustradora, historiadora, restauradora y librera que encontremos en nuestro continente para que confirmen poco a poco mi opinión.
Comenzamos con María José Illanes Poulangeon. Encuadernadora de arte chilena.

Postdata: La imagen que ven arriba es parte de mi colección de fotografía antigua. Si bien no tiene nada que ver con el libro espero sea entendida como una simple pero significativa metáfora. ¡¡¡No será con una pistola como veremos que se defiende la mujer en los terrenos librescos!!!


¿Que es la Encuadernación de Arte? ó ¿Cuando es la Encuadernación de Arte?

tempestpost
heartofthehumumentpost

“La cuestión de si algo funciona como un objeto artístico depende siempre de como se lo interprete en determinadas circunstancias”. Nelson Goodman

Nelson Goodman fue un prestiogoso filósofo norteamericano que estudió bellas artes en Harvard, dirigió una galería durante 15 años en Boston y fue fundador del Proyecto Cero que ha realizado investigaciones básicas en las artes y la educación desde mediados de la decada de los 60. En su libro Languages of Art, Goodman, casi sin ayuda, convirtió el lóbrego campo de la filosofía del arte (o estética) en una esfera de estudio importante y vigorosa.

Este comentario es a propósito del reciente descubrimiento de un sitio dedicado al libro de artista -Discovering Artists Books- una inmejorable recopilación de antecedentes históricos y brillantes planteamientos relativos al libro como propuesta plástica.

Y si me introduje por el lado de Goodman antes de presentarles el sitio es porque quiero generar algo de controversia. Cuando Nelson Goodman tuvo que enfrentarse, como muchos de los estudiosos de la estética a la tormentosa pregunta ¿Que es el Arte? el filosofo decidió resolver a favor de la seductora pregunta ¿Cuando es Arte? y en un breve ejemplo, cuya imagen era una linea horizontal compuesta por crestas y valles (sic) recogió los referentes a los que dicha gráfica parecía aludir:

a) Una linea quebrada
b) El dibujo de una cordillera
c) Una gráfica de la Bolsa de Valores
d) Un electrocardiograma
e) Una acuarela de Hokusai

Como ven los referentes de cada entrevistado distaron mucho de tener nexos entre sí, lo cual por un lado se atribuye al background del espectador y al contexto en que la imagen era presentada. Lo mismo mas o menos pasa en las artes, y por eso es que resulta tan dificil, sino es que solo burocráticamente útil, establecer limites dentro de una u otra disciplina, con mayor razón en la posmodernidad, donde el trabajo multidisciplinario ha enriquecido las propuestas de lo que hasta ahora podemos llamar arte.

Con esto no quiero poner en tela de juicio si hay o no hay arte en un libro (algo que jamas se me ocurriría cuestionar) y que por tanto me obligaría a resolver la incómoda pregunta ¿Que es el arte?. Antes bien me interesa responder ¿Cuando hay Arte en un libro?. Respuesta que ahora que lo pienso, sería sumamente amplia en referencias y llena de ejemplos de la antigüedad y de la modernidad, empezaría por dividir del libro en sus respectivos oficios para estudiar su historia y sus aportaciones, haría menester ahondar en la vida de hombres como William Morris ó William Blake, y me obligaría a discernir todos los estilos ligatorios del pasado y sus manifestaciones actuales, tendría que responder al porque y al como del libro antiguo, y aun con todo pienso, apenas me estaría acercando a la respuesta.

Pero el sitio que recién he descubierto me ayudó a entender que eso que llamamos Arte está en toda la Historia de la Encuadernación y en consecuencia en la Historia del libro, solo depende, como Goodman lo demostró, de los puntos de vista que utilicemos para nuestra interpretación.

Cuando Picasso mostró el retrato de Gertrude Stein, un observador comentó que no se le parecía en nada a ella. Al lo cual replicó el artista: “No importa… ya se parecerá”



El estilo Gótico-Monástico. Del In-folio encadenado al Libro de Cintura

cinturapost-(1)
Libro de cintura encuadernado por Rodrigo Ortega

“Los historiadores de la encuadernación han agrupado bajo la rúbrica de estilo gótico a la producción ligatoria que, guardando o no relación con los estilemas típicos del estilo gótico internacional, vio la luz durante el período comprendido entre los ultimos años del siglo XIII y los comienzos del humanismo en el siglo XV y que ha menudo se manufacturaba en el medio artesano de los talleres de las ordenes religiosas. Mas que una manifestación unívoca de rasgos definidos, el estilo gótico sirve para describir las encuadernaciones (decenas de miles) que, confeccionadas en su mayoría en países de lengua alemana, arrancan de la producción románica heredera del mundo antiguo y culminan con una producción tardogótica artísticamente próxima al Renacimiento”.

Leer más


Encuadernación Tradicional vs. Libro del siglo XX… y XXI

boxconservation

¿Cuantos libros depositados en sus estantes estan encuadernados en rústica? puedo decir que antes de dedicarme a la encuadernación artesanal, la mayor cantidad de mis libros presentaban este estilo de encuadernación que como sabemos, es la forma mas rápida en la que se puede unir una obra recién impresa para su pronta distribución y comercialización.

Pero como producto de diseño, un libro del siglo XX contempla en su conjunto lo original de su cartera, sobre todo si se trata de la primera edición del Pequeño Larousse Ilustrado, ya que el trabajo creativo del diseñador le ha conferido un valor agregado al texto.

Entonces se nos plantea un dilema con dos posibles soluciones:

a) Reemplazar su encuadernación y devolverle su funcionalidad haciendo caso omiso de su autenticidad.
b) Posponer su reencuadernación e intervenir lo menos posible en el objeto para evitar mayores deterioros. Limitar su consulta y almacenarlo en una caja conservativa.

La solución que tomemos obviamente esta en relación constante con nuestro ejemplar en cuestión. A mayor calidad del libro, mayor la preocupación por mantenerlo intacto y viceversa.

Pensemos que la reencuadernación de todos nuestros libros del siglo XX podría llegar a ser costosa (aún para un encuadernador) Y aunque sabemos que la calidad de las rústicas que tienen nuestros libros no es digna de encomio, la prevención y los buenos hábitos de uso de nuestros libros siempre serán la mejor solución para no desembolsar una buena cantidad de dinero en una reencuadernación o una caja conservativa.


Una visión latinoamericana de las Artes del Libro

Girdlebook (15)
Libro de cintura encuadenado por Rodrigo Ortega

Dicen que al hombre le cuesta mucho trabajo un cambio verdadero y a veces esto puede que sea cierto… en el caso de este joven blog podría afirmar que no es así ya que la idea inicial ha logrado tomar forma y se ha hecho de tanto en tanto, perfectible. Como no es un mérito individual, y como todo es parte de las enseñanzas que los demás nos dejan, no puedo dejar de mencionar y agradecer a Sün Evrard por su orientación a través de los links. A la maestra Barbara Körbel en Chicago, que con una fé como para mover montañas me alentó a comenzar el proyecto, al maestro Gary Frost quién nunca imagine fuese el primero en dejar un comentario y a Marianne Harwood y Edwin Heim por colaborar con el blog no obstante la penosa dificultad que tengo para expesarme en el idioma de Shakespeare.

Entre los cambios que mejor dicho, pretenden ser mejoras, esta el abrir nuestro espacio a la comunidad latinoamericana del libro a quienes damos desde hoy una calurosa bienvenida. En particular a quienes tiempo atrás me han demostrado lo que puede ser una fructífera comunidad virtual de las artes del libro, me refiero a la Asociación de Encuadernadores Artesanales de la República de Argentina EARA con especial gratitud para Dina Adámolli y Carlos Quesada quienes pacientemente han escuchado mis ideas.

Esta apertura obedece a la inquietud natural de un servidor por conocer el modo en que se piensa un libro en cada rincón del continente. Y con algunas modificaciones en cuanto a formato, haremos todo lo que este a nuestro alcance por mostrar una perspectiva latinoamericana dentro de las artes del libro en estos rubros:

a) Manufactura del papel
b) Proyección y Encuadernación del libro
c) Tipografía e Imprenta
d) Ilustración y Grabado
e) Diseño Editorial
f) Comercio del Libro Antiguo

Vuelvo a reiterarles una vez mas que este espacio se mantiene abierto a todas las formas de expresión que quepan en un libro, sea cual sea el concepto que ustedes tengan respecto a él.

¡¡¡Bienvenidos, tomen lo que necesiten, dejen lo que puedan!!!


Reglas que todo usuario de una biblioteca debería obedecer…

20_3

No lo tengas por esclavo, pues es libre. Por tanto, no lo señales con marca alguna. No lo hieras ni de corte ni de punta. No es un enemigo. Abstente de trazar rayas en cualquier dirección, ni por dentro ni por fuera. No pliegues ni dobles, ni dejes que se arrugen. Guárdate de garabatear en los márgenes. Retira la tinta a más de una milla. Prefiere morir a mancharse. No intercales sino hojas de limpio papiro. No se lo prestes a otros ní oculta, ni manifiestamente. Aleja de él los ratones, la polilla, las moscas y a los ladronzuelos. Apartalo del agua, del aceite, del fuego, del moho y de toda suciedad. Usa, no abuses de él. Te es lícito leerlo y hacer los extractos que quieras. Una vez leído no lo retengas indefinidamente. Devuélvelo como lo recibiste, sin maltrato ni menoscabo alguno. Quién obrare asi, aunque sea deconocido, estará en el album de los amigos. Quién obrare de otra manera será borrado.

Reglas para el uso y manejo de los libros. Escrito por Manuel Martin.
Antigua Biblioteca Turriana

Leer más


Un incunable al que le salen “Alas”

FA1219_0003

El Periódico MILENIO en su sección Cultura informó:

Luego de la desaparición del incunable “La Ciudad de Dios” escrito por San Agustín -que formara parte de la exposición España Medieval- autoridades del Instituto Nacional de Antropología e Historia se deslindaron del robo A decir de Miguel Angel Fernández, quien fungió como coordinador general de la muestra, México entregó en buenas condiciones todas las piezas de la exposición.

“Tenemos los respaldos y los recibos. Se entregó en buen orden, con todo el protocolo necesario. Nosotros no tenemos problema alguno al respecto: hemos respetado todo, incluso los trámites con las aseguradoras y con las compañías que la parte española seleccionó y programó para el traslado de las obras”.

De acuerdo con información publicada por el diario español ABC, la caja que contenía la pieza apareció abierta en el Aeropuerto de Barajas, en Madrid, España, el pasado 11 de marzo.

Si bien se especifica que no se trataba de la obra más valiosa que viajaba en ese embalaje, la edición está asegurada en alrededor de 20 mil euros

Ante la desaparición, Carmen Cerdeira, presidenta de la Sociedad Estatal para la Acción Cultural Exterior (SEACEX) presentó la denuncia en la Guardia Civil del Aeropuerto de Barajas.

Expertos consultados por el diario español hablaron de la poca fiabilidad del aeropuerto mexicano, debido a que los responsables no pueden acompañar las obras al área de carga.

Sin embargo, en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México aún no se recibe comunicación alguna acerca de este robo, y su vocero califica como irresponsable cualquier insinuación sobre la posibilidad de que el libro desapareciera dentro de sus instalaciones, sobre todo porque la responsabilidad del traslado de las piezas de una muestra de tales características corresponde a la empresa encargada de llevarlas a España.

Leer más


¿Un evangelio según (San) Judas?

Screen Shot 2015-11-22 at 3.14.30 PM
Fotografía por Kenneth Garrett

Un documento llamado el “Evangelio de Judas” ha sido presentado por la National Geographic Society.

Se trata de un papiro de 26 páginas encontrado en Egipto en 1978 y que ha rodado desde entonces por los círculos de anticuarios, pero cuyo contenido y edad se desconocían hasta ahora. Según la National Geographic, los análisis de carbono 14, la tinta, el estilo de escritura y el contenido han hecho llegar a la conclusión de que fue escrito alrededor del año 220 y 340 d.C. Terry Garcia, vicepresidente ejecutivo de National Geographic, calificó el documento en rueda de prensa como uno de los tres textos antiguos más importantes descubiertos en el último siglo, junto con los manuscritos del Mar Muerto y los de Nag Hammadi (Egipto).

Se conocía de la existencia del “Evangelio de Judas” por una referencia hecha por el obispo Irineo de Lyon en el año 180 en su tratado ‘Contra la herejía’, pero hasta ahora nadie sabía lo que decía. El libro comienza así: «El relato secreto de la revelación que Jesús hizo en conversaciones con Judas Iscariote durante una semana antes de que se celebrara la Pascua»
En él se pinta a Judas como «el único discípulo que conoce la identidad verdadera de Jesús», según George Wurst, profesor de la Universidad de Augsburg, en Alemania. No lo traicionó, «sólo hizo lo que Jesús le pidió», afirma Craig Evans, profesor de Nuevo Testamento del Acadia Divinity College, en Canadá. Así, Jesús dice a Judas en el libro: «Tú superarás a todos ellos. Tú sacrificarás al hombre que me recubre».

El texto se encuadra en la tradición de los cristianos gnósticos, que enfatizaban la importancia del conocimiento: gnosis, en griego. Por ello, Judas, al entregar a Jesús a la muerte, facilita su salida del cuerpo y la liberación de la divinidad que llevaba dentro.

No es la primera vez que se ha lanzado la hipótesis de que Judas actuó por indicación de su maestro al venderlo con un beso, lo propone la versión cinematográfica de la novela del filósofo griego Nikos Kazantzakis La última tentación de Cristo por Martin Scorsese. Sin embargo, se trata del primer documento antiguo que podría confirmar esta visión.

En la imagen, el bloque de hojas de papiro con el texto de Judas. Todo un desafío para el equipo de conservadores de la National Geographic.


El Estilo Copto. Origen de la Encuadernación y el primer paso a la hipertextualidad

ms_m.569

Los primeros registros auténticos de la apariencia que tienen hoy en día nuestros libros provienen del pueblo copto, antiguos habitantes de Egipto cuyo credo era cristiano monofisista (que cree solo en la naturaleza divina de Jesús).

La literatura copta que nos ha llegado es explicitamente religiosa (Biblias, leccionarios, martirologios), y a menudo era destinada a usos eclesiásticos (gramáticas y vocabularios compuestos en relación con los libros eclesiásticos) Las primeras versiones coptas de la Biblia en dialecto sahídico datan de principios del siglo II a.C. y otra versión en dialecto boaírico de finales del siglo II a.C.

Leer más